Mi padre era endocrino y cuando tenía ocho años ya sabía lo que eran las proteínas, las vitaminas... y me involucró mucho en sus cosas... y le decía a sus pacientes: "Ayúdese con rábanos, con zanahorias" y conseguía que muchos pacientes con sobrepeso en lugar de ponerse un trozo de pan, se comieran una zanahoria o un rábano para evitar caer altas ingestas de pan, rico en almidón que se convierte en azúcar.
Se recomiendan dos o tres días a la semana de consumo de carne blanca y de carne roja una o dos veces al mes. La gente que come más carne, se muere antes. Y el efecto de la carne roja procesada es más inflamatoria por su alto contenido en hierro hemo e influye en que haya más inflamación y está asociado a las enfermedades cardiovasculares y también al cáncer. En España, consumimos un exceso de carne roja, sobre todo en el norte.
Muchas personas que acuden a mi consulta me dicen frases como “Yo la teoría ya me la sé, solo necesito que me llamen la atención cuando me equivoco, que alguien me controle”. Mi experiencia como nutricionista me dice que estas personas han seguido dietas de adelgazamiento que no les han funcionado, y que además les han generado malentendidos sobre los alimentos que deben y no deben comer. Tendremos de desaprender los errores y mitos sobre la alimentación para empezar un proceso nuevo y distinto a los anteriores.
En la década de los 20 “se vienen lastrando malos hábitos adquiridos en la adolescencia porque todavía la percepción de la propia salud es buena. Existe la mala costumbre de consumir comida rápida, con muchas calorías y muy pocos nutrientes interesantes, provocando problemas de sobrepeso”, explica Felipe Isidro, coordinador del Grupo de Estudio de Ejercicio Físico y Obesidad de la Sociedad Española de Estudio de la Obesidad (Seedo). Según este experto, en España, a estas edades, hay bastante prevalencia de sobrepeso (hasta más de 10 kg por encima del peso ideal), y esta condición derivará en obesidad si no se pone remedio.
Verdad: El queso, la leche y el yogur sin grasa o bajos en grasa son tan nutritivos como los productos hechos con leche entera, pero tienen menos grasa y calorías. Los productos de derivados de la leche, también conocidos como productos lácteos, tienen proteína que sirve para aumentar la masa muscular y para ayudar a que los órganos funcionen bien. También tienen calcio que sirve para fortalecer los huesos. La mayoría de las leches y algunos yogures vienen enriquecidos con vitamina D que ayuda al cuerpo a utilizar el calcio. La mayoría de las personas que viven en los Estados Unidos no obtienen suficiente calcio ni vitamina D. Los productos de leche son una manera fácil de obtener más de estos nutrientes.
Es importante que encuentres un ejercicio que te guste, si no acabarás buscando excusas para no hacerlo, los beneficios del deporte se multiplican si lo disfrutas. Desde nadar, correr, o ir en bici, actividades dirigidas, deportes de equipo, baile o artes marciales. Hay infinidad de deportes a elegir. Y si no puedes hacer ejercicio deforma planificada, no olvides que la actividad diaria también cuenta, ¡muévete! Camina más y sube escaleras.
En plena operación bikini los nutricionistas advierten de la necesidad de controlar la dieta. Hay que comer lo justo pero lo importante es que eso que comemos sea sano. Es decir: a la hora de intentar perder peso tenemos que cumplir un doble objetivo. Además de adelgazar tenemos que plantearnos también un cambio en nuestro modo de vida que nos sirva para hacer más ejercicio y para introducir novedades en nuestra alimentación que nos permitan ganar en salud. ¿Y cómo se puede combinar salud y pérdida de peso? Pues con una sencilla regla que los nutricionistas y otros expertos llevan años recomendando: la del 80/20.
Los nutricionistas avisan que este 80/20 no es más que una política "de mínimos". Esto es: si quieres comer un 100 por cien de ensaladas, verduras y frutas dejando de lado en tu  dieta todo lo demás la dieta será evidentemente más efectiva pero muchos son conscientes de que los seres humanos tenemos en general poca fuerza de voluntad para superar retos relacionados con la alimentación.

Categories: Catalan terms derived from LatinCatalan terms derived from Ancient GreekCatalan lemmasCatalan nounsCzech terms with IPA pronunciationCzech terms borrowed from GermanCzech terms derived from GermanCzech terms derived from LatinCzech terms derived from Ancient GreekCzech lemmasCzech nounsCzech feminine nounsCzech terms derived from Medieval LatinInterlingua lemmasInterlingua nounsItalian lemmasItalian nounsItalian countable nounsLatin 3-syllable wordsLatin terms with IPA pronunciationLatin lemmasLatin nounsLatin feminine nounsLatin first declension nounsLatin feminine nouns in the first declensionLatin medieval spellingsPortuguese lemmasPortuguese nounsSpanish terms with IPA pronunciationSpanish terms derived from LatinSpanish terms derived from Ancient GreekSpanish lemmasSpanish nounsSpanish terms derived from Medieval Latin
El segundo alimento son las frutas y las verduras. Es cierto aquello que tantas veces se repite y que dice que es necesario ingerir al menos cinco piezas de fruta y porciones de verdura al día. No sólo nos permitirá perder peso, también contribuirá a la mejora o el mantenimiento de nuestra Salud. O lo que es lo mismo, ayuda a prevenir enfermedades. Cada una de las comidas del día debe ir acompañada por frutas y verduras. De cualquier tipo y color. Puede combinar fruta con los cereales matutinos, ensalada con la comida o cena  y piezas sueltas para la merienda.
Verdad: Hacer actividades que ayudan a fortalecer los músculos regularmente puede ayudarle a quemar más calorías. Para fortalecer los músculos, puede levantar pesas, utilizar bandas de goma o ligas grandes de resistencia, hacer flexiones o abdominales, o hacer quehaceres domésticos o tareas de jardinería que le hagan levantar algo o cavar. Hacer actividades de fortalecimiento 2 ó 3 días a la semana, no le hará "demasiado musculoso". Solamente el entrenamiento intenso para endurecer los músculos, combinado con la genética (los genes heredados de los padres), logran formar músculos muy grandes.
Mientras que muchas píldoras dietéticas han sido probadas, la mayoría de las píldoras dietéticas en el mercado no son diferentes del placebo. La pastilla para adelgazar equivocada puede dañar su cuerpo y estafarle cientos de euros con el tiempo. No corra riesgos antes de leer esta guía y obtener todos los datos y pruebas que necesita para tomar una decisión informada.
También es recomendable que verifiques las etiquetas de información de algunas galletas dulces, pasteles, glaseados, galletas de agua y papas fritas. Muchos de estos alimentos —hasta los que dicen «con contenido reducido de grasa»— pueden estar hechos con aceites que contienen grasas trans. Un indicio de que un alimento contiene algo de grasas trans es el uso de la frase «parcialmente hidrogenado» en la lista de ingredientes.
Los lácteos son muy recomendables en nuestras dietas pensadas para conseguir el peso ideal. En primer lugar por sus nutrientes animales, y en segundo lugar por la importante dosis de calcio. Los quesos son buenos, pero intentaremos evitar los más grasos como el azul. Los yogures y un vaso de leche son básicos y muy apetecibles a cualquier hora del día.
Hoy usarás el poder de quemar grasa con la vitamina C de tu lado. La vitamina C es uno de los nutrientes más efectivos para la quema de grasa y pérdida de peso. Principalmente la encontramos en frutas y verduras, que pasan a ser los mejores aliados adelgazantes bajos en calorías, ricos en fibra como, el kiwi (80 mg / 100 g), verduras de col (57 mg en col roja y 50mg en califlor), cítricos (52 mg de limón y naranja y 37 mg en el pomelo), pimiento (160 mg medio) , berro (60 mg), hierbas aromáticas (37 mg en el perifollo, 200 mg en el perejil y el cebollino en 60mg).
Más verduras y frutas. En cada comida empieza por un buen plato de verdura, preparada como más te guste. Come tanta como desees hasta sentirte satisfecho. El aporte de fibra de la verdura te hará sentirte saciado por más tiempo, impidiendo así que sientas hambre y piques entre horas. Complementa las comidas con huevo, pescado o carne magra, acompañadas siempre por ensalada.
La comida rápida es hamburguesas y papas fritas en lugares como McDonalds o Burger King, pero ambos tipos de comida chatarra son extremadamente poco saludables para su cuerpo. Soda también, se considera un tipo de comida chatarra, los médicos coinciden en que la adición de comida chatarra en su dieta afecta directamente su peso, haciéndolo más obeso. Pero se pone peor que eso, también está asociado con la presión arterial fuera de control, la caries dental, algunas formas de cáncer, y más.
×