Sin ninguna duda, una de las dietas más populares en todo el mundo. Un sistema basado en diferentes fases que lleva el usuario a través de una serie de reglas a seguir de las que no se puede desviar si lo que quiere es perder peso, adelgazar y tonificar su cuerpo. Todo ello, eso sí, al mismo tiempo que se realiza ejercicio y se ingieren alimentos ricos en fibra y proteínas.

Las cápsulas para adelgazar pueden provocar algunos efectos indeseables, sin embargo, son fáciles de minimizar. Algunos productos de esta línea como Orlistat, Alli y Xenical pueden causar evacuaciones inesperadas, debido a que no permiten digerir toda la grasa que consumes. Puedes resolver este inconveniente limitando la dosis de la pastilla adelgazante, sin consecuencias negativas.
En el último posicionamiento de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad (SEEDO) de 2016 titulado “Prevención, Diagnóstico y Tratamiento de la obesidad” habla de la obesidad como “una enfermedad multifactorial donde se han añadido protagonistas impensables hasta hace pocos años”. El sobrepeso o la obesidad no solo dependen de lo que comemos sino de otros muchos factores como la actividad física, el estrés, la microbiota intestinal (flora bacteriana del intestino), factores socioeconómicos o el entorno obesogénico que nos rodea.
Algunos remedios naturales como el té verde, el chitosán y las bayas de goji son excelentes para favorecer la pérdida de peso. También existen medicamentos de farmacia como el Saxenda y el Orlistat, siendo importante que el medicamento sea indicado por un médico, ya que el tipo de medicamento y la dosis dependerán de las necesidades individuales de la persona. 
×