La dieta mediterránea no es ni baja en grasas ni la dieta de moda sino una dieta antioxidante, antiinflamatoria y antibacteriana. En la dieta mediterránea, abundan las legumbres, los frutos secos, las verduras y las frutas no exprimidas y los lácteos no tienen un papel relevante. Tampoco "el cacao, la cerveza, las patatas fritas, ni la miel, ni la soja ni la quinoa ni la bollería industrial, ni los refrescos, ni los snacks ni el azúcar" según asegura el doctor Martínez.
Para bajar de peso rápido el principal secreto es hacer cambios en el estilo de vida como disminuir la cantidad de calorías diarias, aumentar la actividad física principalmente ejercicios cardiovasculares para quemar la grasa acumulada en el organismo y, además de esto, se debe tener claro el objetivo que se quiere alcanzar. Por lo que estos cambios a nivel de la alimentación deben incluir alimentos más naturales y menos procesados, aumentando el consumo de agua, frutas, vegetales y de alimentos integrales para aumentar el aporte de fibras al organismo, disminuyendo las grasas, los alimentos precocidos y los alimentos ricos en carbohidratos simples. 
[box type=”info” align=”aligncenter” class=”” width=””]No se han presentado ningún efecto secundario grave con las pastillas naturales. Cualquiera que siga un tratamiento médico específico o que sufren de cualquier complicación de salud debe consultar a un médico antes de iniciar el tratamiento con base, no está indicado para mujeres embarazadas, mujeres lactantes o jóvenes menores de 18 años que todavía están en la fase de crecimiento.[/box]
En general, para llevar una dieta equilibrada, recomiendo hacer 5-6 comidas diarias, pero realmente lo que determina el número de comidas al día es el número de horas que permanezcamos activos. Una persona que desayune a las 6:00 y cene a las 23:00 tendrá que hacer un número mayor de comidas que aquella que desayune a las 9:00 y cene a las 22:00. Lo realmente importante es no dejar grandes períodos de ayuno, ya que esto desencadena un desequilibrio de los niveles de glucosa lo que a su vez provoca descenso de la energía vital, incremento del apetito y tendencia a acumular grasa cuando ingiramos comida a modo de supercompensación.
Para poder llevar a cabo la dieta tienes que tener siempre en casa frutas y verduras. Lo ideal es que compres al menos una vez a la semana frutas y verduras frescas variadas (para ensaladas, cremas de verduras, saltearlas, para hervir…). Y por si la semana se te complica y no tienes tiempo, siempre va bien tener en casa conservas de verduras como espárragos o alcachofas que te solucionan una cena.
En plena operación bikini los nutricionistas advierten de la necesidad de controlar la dieta. Hay que comer lo justo pero lo importante es que eso que comemos sea sano. Es decir: a la hora de intentar perder peso tenemos que cumplir un doble objetivo. Además de adelgazar tenemos que plantearnos también un cambio en nuestro modo de vida que nos sirva para hacer más ejercicio y para introducir novedades en nuestra alimentación que nos permitan ganar en salud. ¿Y cómo se puede combinar salud y pérdida de peso? Pues con una sencilla regla que los nutricionistas y otros expertos llevan años recomendando: la del 80/20.
Elige ejercicios que requieran que todo el cuerpo ejerza un esfuerzo. Descansa por lo menos de 24 a 48 horas entre cada sesión de entrenamiento de fuerza del mismo grupo muscular y toma 1 o 2 días de descanso cada semana. De esta forma, ejercitas todos los grupos de músculos y quemas calorías con más músculos a la vez, como si estuvieras haciendo varias tareas al mismo tiempo con el ejercicio. Por ejemplo: combina una forma de entrenamiento de resistencia con los brazos (intenta levantar pesas pequeñas por encima de la cabeza mientras haces otro ejercicio) al mismo tiempo que corres o haces bicicleta.[4]
La gente se pone a dieta por muchos motivos diferentes. Algunas personas tienen un peso excesivo y nada de saludable y necesitan prestar mayor atención a sus hábitos alimentarios y de ejercicio físico. Otras hacen deporte y desean estar en las mejores condiciones físicas. Otras creen que tendrían mejor aspecto si perdieran unas cuantas libras (o unos pocos kilos).
hola tania, quisiera saber un poco mas sobre los porta alimetos, yo las quiero comprar pero vivo en peru, nose si ahi tambien las vendan. Me gusto mucho la informacion, pero yo no soy la que le gustan los dulces y mucho menos las tortas no me gustan, pero si se me antojado un pollito a la brasa, papas fritas y eso, pero a mi me gusta comer cuando se trata de eso, pero me gusto tus consejos
Tener un sobrepeso de 10 kg es cada vez más habitual y motivo de preocupación. Perder peso no es fácil pero tampoco es tan difícil como a veces pensamos. Es cierto que hace falta hacer dieta, ejercicio físico y estar motivado, pero no son los únicos ingredientes para tener éxito. Por eso quiero dar 10 consejos para aquellas personas que necesitan adelgazar 10 kilos y lo quieren hacer de manera saludable y definitiva.
Considera la dieta HCG. Advertencia: Las inyecciones de HGC no tienen apoyo de evidencia cientiífica, y pueden ser peligrosas para la salud.[11] Esta es una dieta muy polémica que combina inyecciones o suplementos de HCG (gonadotropina coriónica humana) con un consumo de calorías rigurosamente restringido. Para la mayoría de las personas, basta con restringir las calorías (solo 500 a 800 calorías por día) para promover la pérdida de peso. Esta cantidad de calorías es significativamente menor que la cantidad recomendada de calorías diarias, incluso para las personas que intentan bajar de peso. Las dosis de HCG se suministran a través de inyecciones o en forma de gotas.[12]
2Reference for 5%: Blackburn G. (1995). Effect of degree of weight loss on health benefits. Obesity Research 3: 211S-216S. 2 Reference for 10%: NIH, NHLBI Obesity Education Initiative. Clinical Guidelines on the Identification, Evaluation, and Treatment of Overweight and Obesity in Adults. Disponible en Internet: http://www.nhlbi.nih.gov/guidelines/obesity/ob_gdlns.pdf [PDF-1.25MB]

¿Cómo alejarte del sedentarismo? Aprovecha los desplazamientos para caminar o ir en bici, coge las escaleras en casa, el trabajo y el metro, bájate una o dos paradas antes de tu destino y acaba el trayecto caminando. 2 días a la semana practica algún deporte o actividad que te guste como clases de baile, senderismo, paseos en bici el fin de semana o un curso de natación.

Comer demasiado poco (anorexia) o comer mucho solo para vomitarlo (bulimia) son dos trastornos de la conducta alimentaria. A algunas personas les cuesta mucho controlar lo que comen. Pueden comer toneladas de comida y sentir que no pueden parar de comer (trastorno alimentario compulsivo o trastorno por atracón). Los trastornos de la conducta alimentaria son nocivos para la salud de la persona. Las personas que padecen este tipo de trastornos necesitan tratamiento médico (y psicológico) inmediato.
Cuando se está durante un proceso de pérdida de peso es posible que el médico o el nutricionista indique, además de la alimentación saludable y de la practica de actividad física, la ingesta de algún medicamento o remedio natural que ayude a acelerar el metabolismo, quemar la grasa acumulada, inhibir la absorción de grasa en el intestino, disminuir el apetito, controlar la ansiedad o para combatir la retención de líquidos en el organismo. 
×